Kaká deja el fútbol con su foto de ‘Yo pertenezco a Jesús’

785

“Padre, ha sido mucho más de lo que podría haber imaginado. ¡Gracias! Ahora estoy listo para la próxima etapa. En el nombre de Jesús. Amén.” Así acaba de comunicar en su perfil personal de twitter el futbolista Kaká que decide dejar de ser futbolista profesional.

Lo hace a pesar de que tenía varias ofertas para continuar en activo a sus 35 años. Ha sido la suya una carrera de enorme éxito. 1 Mundial con Brasil (2002), 2 Copa Confederaciones con Brasil (2005 y 2009), 1 Mundial de Clubes con el AC Milan (2007), 1 Champions con el AC Milan (2007), 1 Liga con el Real Madrid (2012), 1 Serie A con el AC Milan (2004), 1 Balón de Oro (2007), y 1 FIFA World Player (2007) entre otros.

 

CRISTIANO EVANGÉLICO

Kaká creció en una familia cristiana evangélica que le enseñó el contenido de la Biblia, hasta que a los 12 años tomó la decisión de seguir a Jesús y “tuve una experiencia con Dios”.

El practica una relación diaria con Dios y explica que se esfuerza por vivir de la manera más correcta posible pero a la vez confía en su ayuda en todo: “Hago todo lo que puedo hacer. Pero yo planto, riego, y el fruto viene de Él”. Por eso, afirmaba como jugador: “Debo hacer lo que me corresponde. Pero luego, si gano o pierdo, eso ya no es algo que dependa de mí, ya no me pertenece”. “Él (Dios) es el árbol y yo soy sólo una rama”, resume sus ideas en este sentido el internacional brasileño. Como ha dicho en una entrevista, “el mundo de hoy puede ofrecer un gran número de posibilidades, pero solamente Jesús puede darte lo que realmente hace falta, darle un sentido a tu vida”.

El lema de su camiseta en la Champions, que mostró tras el triunfo al quitarse la elástica del Milan (arriba, en color), se hizo famoso con su “Yo pertenezco a Jesús” (I belong to Jesus), el mensaje que ha escogido para su despedida como deportista profesional con una imagen actual pero muy similar, señalando que su corazón sigue perteneciendo a Jesús.

LOS DOS TROPIEZOS DE KAKÁ Uno fue deportivo, en el Real Madrid, donde no triunfó, más bien todo lo contrario, pese a las expectativas creadas y su fichaje millonario que se produjo a la vez que el de Cristiano Ronaldo.

El otro, más personal y doloroso, fue su divorcio. Kaká formó una familia junto a Caroline Celico con la que contrajo matrimonio en el año 2005. Ambos eran y son cristianos evangélicos, y tenían una buena relación y fruto de esta nacieron sus dos hijos en común (Luca e Isabella). Sin embargo la relación entre los dos se quebró y decidieron poner punto y final a su relación pese a varios intentos de reconciliación.

Fue de mutuo acuerdo, y no trascendió ninguna causa concreta, pese a las numerosas especulaciones de los medios.

Ellos siguen viéndose y encontrándose como familia con sus hijos, pero ya sin relación como pareja.

Fuente: http://protestantedigital.com/sociedad/43648/Kaka_deja_el_futbol_con_su_foto_de_Yo_pertenezco_a_Jesus_