Cada Dia

Hebreos 12:1-3 

UNA GRAN NUBE DE TESTIGOS


“…nosotros también, teniendo en derredor nuestro tan grande nube de testigos... corramos con paciencia la carrera…”
Hebreos 12:1 (RV95)


En mis años de escuela secundaria corrí muchas carreras de 5 kilómetros, pero gané una sóla vez. No es sorprendente que esa es la carrera que recuerdo con más claridad. Cuando la línea de meta estaba cerca, me encontré compitiendo contra el que más rápido corría en nuestro grupo. Los espectadores comenzaron a aplaudir con fuerza. Sus rostros se convirtieron en una especie de difusa nube multicolor. ¡Concentré todas mis fuerzas y terminé primero!

La nube mencionada en el versículo de hoy no es en realidad una nube. Se trata de “una gran nube de testigos.” Esto no es una descripción de un fenómeno del clima, sino más bien una forma de hablar para explicar una gran multitud. En Hebreos 11 encontramos una larga lista de héroes de la fe del Antiguo Testamento quienes nos animan por su ejemplo. Hoy podemos añadir los creyentes del Nuevo Testamento y los grandes héroes de la fe en la historia de la iglesia. También nos sentimos alentados por muchos “santos vivos” en nuestras iglesias.

La carrera de la fe es diferente de cualquier otra carrera. En lugar de competir con otros, estamos luchando en contra de nuestra propia naturaleza pecaminosa. La única esperanza para ganar es abandonar nuestros pecados y fijar nuestra mirada en Jesús, el autor de nuestra fe.
Padre, te alabamos por el ejemplo de los héroes de la fe quienes han corrido esta carrera antes que nosotros. Danos la fuerza y ​​la perseverancia para seguir adelante. Amén.

 

Vea los mensajes anteriores

Haga clic en los días anteriores (en rojo) para visualizar el mensaje de ese día.