Recibe Cada Dia en su correo electrónico

Complete el siguiente formulario y reciba Cada Dia en su correo electrónico.

 
 
 

Edison Souza

PLATIQUE CON SU ALMA
Lectura de las escrituras: Salmo 116:1-9
“Vuelve, oh alma mía, a tu reposo, porque Jehová te ha hecho bien”
Salmo 116:7 RVR60

La persona en el mundo con la que cuesta más trabajo relacionarse es la que vemos frente al espejo. Exageramos fácilmente los defectos de otros, pero somos lentos para reconocer los nuestros. Somos implacables al criticar a los demás, y muy complacientes con nosotros mismos. Somos rigurosos para corregir los supuestos defectos de otros, y muy suaves para tratar con nuestros propios errores. Tenemos la habilidad de exhortar a otros, pero tenemos dificultad para confrontar nuestra propia alma. Nos convertimos en consejeros ajenos, pero no sabemos exhortarnos a nosotros mismos.
El salmista, en el pasaje de hoy, platica con su propia alma, y la exhorta a estar tranquila. Él tiene una conversación frente al espejo. Se mira a sí mismo. Se exhorta a salir del terreno movedizo de la perturbación para tomar una posición de confianza serena.
El elocuente argumento que usa para pacificar su propia alma es que Dios ha dado prueba cabal de su generosidad. Rendirse a la intranquilidad es una evidencia de incredulidad. Permanecer perturbado después de la acción liberadora de Dios en nuestra vida es una manifestación abierta de ingratitud. ¡Confróntese a sí mismo! ¡Toque la trompeta hacia dentro de su corazón! ¡Vuelva a confiar en el cuidado amoroso de Dios!

Señor, perdóname porque a veces me preocupa más el cambio de otros que el de mi propia vida. Amén.
PHP Code Snippets Powered By : XYZScripts.com